Sudor + Futuro Terror + La URSS, y salir llena de canciones

11:56 p. m. Conx Moya 0 Comments


Por segunda vez en este año 2018 se me planteaba la posibilidad de quedarme sin ver un concierto que me apetecía muchísimo por tener que ir sola. Y una vez más hice lo que tenía que hacer cuando llega la llamada de la música y no hay quien la pare. Llevaba meses esperando este concierto, con un cartel impecable, Sudor + Futuro Terror + La URSS, grupos etiquetados como punks (o incluso postpunks), etiquetas sobre las que habría bastante que hablar. Descubrí a las tres bandas este verano cuando me hablaron sobre el concierto y lo cierto es que me apena no haber sabido antes de la existencia de estos grupos. Así que acudí con mucha curiosidad y ganas a la cita el sábado 29 de septiembre en la sala El Sol, donde se respiraba expectación y donde hubo muy buena entrada.
Comenzaron los toledanos Sudor, muy pegados al punk clásico de los ochenta. De las tres es la banda que controlo menos, pero pude escuchar el tema más conocido del grupo, ese trallazo llamado “Tu coche, tu casa y tu novia (me sudan las pelotas)”, una barbaridad se escuche en el disco o en uno de sus anfetamínicos directos.
La banda formada en 2006 por Cuéllar (bajo), Héctor (guitarra y voz) y Koke (batería) descargó con la rabia y velocidad habituales su urgente repertorio de punk crudo. Incluso hubo tiempo para que nos abroncara el cantante desde el escenario por tener que venir grupos de fuera (Toledo, Alicante y digamos Granada) para animar la noche madrileña. Sin pelos en la lengua igual que en sus canciones
Poco después comenzaron su concierto los alicantinos Futuro Terror, que ofrecieron una contundente actuación apoyada en su disco más reciente, el magnífico “Precipicio”, editado por el sello barcelonés BCore Disc. La banda formada por José Pazos (guitarra y voz), Néstor Sevillano (bajo) y Héctor Bardisa (batería y última incorporación, sustituyendo a Joan), interpretó un repertorio que sólo puedo definir como brillante. Es el caso de “Precipicio”, que da nombre al disco; la potente “Se encerró”, con un energético inicio; “Tumba de cristal”, otro de esos temas que “mantienen una intrínseca crítica al capitalismo y la post-modernidad”, como afirma su discográfica; mi muy preferida “Espíritu”, que sonó potente en directo, con una letra de poderosas imágenes, por un túnel de escarcha avanzas tan veloz, eres transparente, oro en la oscuridad, y con una parte instrumental en la que bajo y batería dialogan con unos afilados punteos de guitarra, llegando a un final apoteósico, con un José gritando una letanía desesperada Piensas en el futuro, dime qué mierda ves;  “El Paso Diatlov”, canción que se hace eco de una historia real, la muerte en extrañas circunstancias, no aclaradas, de nueve jóvenes excursionistas el 1 de febrero de 1959 en los montes Urales, por “una fuerza desconocida e insuperable”, según se afirmó cuando sucedieron aquellos misteriosos hechos; esa suerte de himno generacional que es “Urgentes” fuimos lo mejor del mundo, fuimos tan valientes (…) fuimos tan indivisibles como la serpiente (…) fuimos tan urgentes ; o la preciosa “Aelita” cómo podría pedirte perdón si sólo quieres venganza, otro tema con referencias a la cultura soviética, en este caso “Aelita Reina de Marte”, película muda de ciencia ficción estrenada en 1924 que, como explica José, “tiene un significado a nivel personal” más allá de lo meramente referencial; o “Salir de aquí”, canción de su anterior álbum y una de mis preferidas de la banda, con la que se hicieron un pequeño lío, saliendo con estilo y gracia del embrollo.
Adictivos, oscuros, políticos, Futuro Terror saben crear ambiente, como demostraron durante su emocional e intensa (en el mejor sentido de ambos términos) actuación, con un José, cantante y también principal compositor, entregado y a la vez contenido en sus interpretaciones. Me llamó la atención la expresión plácida de su rostro, de auténtico disfrute en alguna de las canciones, ventajas de ver el concierto en sala pequeña.
“Precipicio” ha supuesto cambio y avance en la carrera de Futuro Terror. Un disco serio, oscuro e introspectivo, político y anticapitalista, con referencias soviéticas en varias canciones. La sobria portada, una obra de arte de María Gea, contrasta con la portada con reminiscencias de cómic fantástico realizada por el ilustrador Adrián Bago para su disco anterior “Su Nombre Real es Otro” (2016). También han cambiado de estudio de grabación, de El Miradoor de Alhama de Murcia a Harri Sound de Alicante. Una banda que me ha ganado por completo y a la que deseo la mejor de las suertes.
Muy contentos y expectantes llegamos a la actuación de la tercera banda de la noche, La URSS un grupo respetado y muy valorado en la escena underground nacional y también fuera de nuestras fronteras; han girado varias veces por EEUU, donde se ha editado alguno de sus discos. La banda también presentaba en directo su nuevo trabajo, en su caso el álbum “Nuevo testamento”. Difícil expresar lo que me hace sentir este grupo, grande y complejo, con una ya extensa trayectoria pero a los que yo también he descubierto este año.
Grupo punk andaluz formado en 2006, se definen como “El hilo musical para tiempos de autodestrucción y agonía existencial”. Grupo inclasificable, sin embargo admiten la influencia de bandas como Eskorbuto y flamencos como Camarón. Pablo a la batería, Miguel/Maïk al bajo, Jorge a la guitarra y el cantante Áfrico forman esta banda, “cuyos cuatro miembros viven en tres ciudades distintas”, Miguel y Jorge siguen afincados en Granada, Áfrico se trasladó a Barcelona y Pablo a Madrid, por lo que los dos últimos discos de la banda “se han llevado a cabo en abstracto”, como explican, al no tener apenas tiempo para componer o ensayar juntos. La URSS creó además su propio sello autogestionado, La Corporación, en el que han editado algunos de sus discos.
En sus canciones la banda ofrece letras herméticas y desesperadas, creando atmósferas oníricas más cercanas a las pesadillas que a sueños plácidos. Religión, cruces, calvario, crimen, fuego, ruina, sacrificio, condena, tremendismo, no futuro, apocalipsis cotidianos, crueldad, muerte, son algunos de los temas que habitan sus canciones, conformando un universo creativo absolutamente propio.
Tuvimos la suerte de situarnos durante su concierto frente al escenario y flipamos fuerte con la eléctrica actuación que ofrecieron, no en vano La URSS tiene al frente a Áfrico, un ser de otra galaxia, magnético y extraño, que se mueve por el escenario con todo el poderío. Su personalidad y belleza andrógina y elástica hace difícil dejar de mirarle mientras canta y se retuerce, con espasmos entre lo flamenco y lo religioso.
Disfruté al máximo de las canciones, como la épica “Olvido”, “Souvenires de la nada” o “Habrá un sacrificio”, tema en el que encuentro reminiscencias de Parálisis Permanente y uno de mis o favoritos de la banda. Tocaron unos compases de “+” su canción más flamenca de este disco, hay pueblos que lloran cantando, enlazándola con “Non plus ultra”, un tema sobre imperio, cal viva, fosas y otras viejas palabras como España. “El lamento”, canción que me remueve, no sonó el sábado, me quedé con las ganas pero en realidad no importa, La URSS tiene tal repertorio y lo ejecutan con tal poderío que bienvenido sea aquello que decidan tocar. Después de este directo tengo claro que La URSS es de esos grupos que hay que ver al menos una vez en la vida.
Y como curiosidad tengo el gusto de conocer al bajista Miguel en su faceta de miembro del estudio granadino de arte El Rapto, muy valorado por su buen trabajo. De este estudio salieron las láminas y camisetas del crowfunding que hice con el músico Migüel Bastante para la edición de nuestro disco de CierreXImpago.
Sudor + Futuro Terror + La URSS, un concierto inolvidable del que salí llena de canciones. Y una vez más, gracias al maestro por el descubrimiento y la sorpresa.




0 comentarios: